Manual de convivencia virtual

Manual de convivencia escolar para entornos virtuales

COLEGIO EXTERNADO DE SAN JOSÉ

Introducción

Un Entorno Virtual de Aprendizaje se define como un espacio educativo en la web, que se complementa con un conjunto de herramientas tecnológicas, que propician una interacción y un aprendizaje.

Este tipo de espacios permite que los estudiantes y los docentes puedan interactuar, desarrollar habilidades y competencias a través de una metodología de participación, sin que haya necesidad de estar presentes en un espacio físico. Cada persona lo puede llevar a cabo desde cualquier otro lugar, que no sea la institución.

Ante la suspensión de clases presenciales por la pandemia del Covid-19, la educación virtual ha sido la solución más viable. Esta trae consigo muchos beneficios, pero también se ha convertido en un reto para toda la comunidad educativa en el uso adecuado de cada herramienta y espacio virtual.

Lo anterior lleva a plantear un protocolo de acciones a seguir, para propiciar una convivencia escolar sana en estos ámbitos, lo cual permitirá un mejor desarrollo del proceso educativo, una mejor interacción entre los diferentes miembros de la comunidad educativa y el fortalecimiento de nuestros valores institucionales.

Objetivos
  • Orientar acciones ordenadas y precisas que vayan en función de generar una convivencia virtual sana, en los diferentes espacios donde existe interacción entre los miembros de la comunidad educativa externadista.
  • Promover una educación que propicie el autoconocimiento, el autocontrol y el autocuidado personal y de los demás, lo que supone asumir responsabilidades y respetar los derechos de las demás personas.
  • Propiciar un ambiente de orden y respeto que permita llevar adelante los objetivos educativos institucionales.
  • Establecer procedimientos a seguir de manera unificada en los diferentes niveles.
Normas para estudiantes
  • Los estudiantes se conectarán a clases virtuales usando únicamente su cuenta personalizada institucional del dominio ‘externado.edu.sv’.

  • Todo/a estudiante tiene la responsabilidad de asistir a las jornadas virtuales establecidas en el horario escolar programado, asimismo deben estar presentes en todas las actividades programadas en su jornada regular (actividades académicas, culturales, religiosas, deportivas, etc.).

  • La inasistencia, por enfermedad u otro motivo, a la jornada de clases u otra actividad programada, debe ser justificada por el padre o madre del estudiante, enviando un correo electrónico a la mayor brevedad posible, como está indicado a continuación:

    En primaria: Al profesor/a titular del aula con copia a la coordinadora de convivencia. En caso de tratarse de una materia especial, también deberá enviarse copia al docente encargado/a de dicha materia.

    En secundaria: Al coordinador/a de grado, con copia al docente encargado de la materia.

    En cualquier caso, la justificación debe ser por escrito (anexando la fotografía o escaneo del documento en el correo o la constancia médica si la hubiera).

  • Las continuas inasistencias a clases serán motivo suficiente para condicionar o no conceder la renovación de la matrícula. Se necesita un 85% de asistencia para no condicionar la matrícula colegial. Más del 15% de inasistencias supone que no ganará el curso de acuerdo a los lineamientos del MINED.

  • Si por ausentarse injustificadamente de una clase, o de cualquier actividad virtual, el estudiante pierde actividades evaluadas, no tendrá derecho a que se le reprogramen.
  • Se considera falta de puntualidad del estudiante la conexión tardía a la jornada virtual escolar programada, o la salida anticipada de la misma.

  • Se tomará asistencia en los primeros 10 minutos de iniciada la actividad escolar y también en el último segmento de la clase.

  • La puntualidad en la conexión virtual se requiere en todas las actividades religiosas, culturales, deportivas, cívicas y formativas programadas por el colegio.

  • Las continuas faltas de puntualidad en los ambientes virtuales sin justificación pueden ser motivo suficiente para condicionar la matrícula escolar de un estudiante.
  • El/la estudiante debe permanecer con la cámara encendida durante el tiempo requerido por el o la docente en cada jornada de clase.

  • El micrófono debe permanecer apagado durante el momento en el que el o la docente tenga la palabra o cuando otro/a compañero/a esté participando verbalmente.

  • El micrófono puede activarse cuando el o la docente solicite la participación de los y las estudiantes, cuando se desee plantear dudas o expresar opiniones.

  • El uso de los chats o mensajería durante la conexión es exclusivo para emitir opiniones o hacer preguntas relacionadas con la actividad colegial que se esté realizando.
  • Durante la conexión virtual, el/la estudiante debe portar camiseta blanca de perico.

  • El/la estudiante debe cuidar su presentación en las clases virtuales (p.ej.: color de cabello natural y, para varones, el corte de cabello bajo); asimismo, debe cuidar que su entorno visible en pantalla esté ordenado.
  • El/la estudiante debe preparar el espacio físico donde atenderá sus actividades académicas. Es recomendable ubicarse en escritorio, mesa de trabajo, comedor o espacio especialmente asignado para ello, ya sea dentro o fuera de su habitación.

  • No se permite recibir clases en espacios donde el estudiante pueda desconcentrarse fácilmente de las actividades colegiales (cama, hamaca, haragana, sofá, etc.).

  • El/la estudiante debe conectar y probar sus dispositivos antes de iniciar la actividad escolar, de tal forma que pueda establecer conexión virtual de manera puntual.

  • Al momento de comenzar con las actividades colegiales, el/la estudiante debe contar con sus útiles escolares (lápices, bolígrafos, libros, cuadernos, guías de trabajo y cualquier otro material que necesitará para su jornada).
  • En la clase o actividad programada el/la estudiante debe mostrar su responsabilidad y capacidad de autocontrol. La construcción de un clima favorable para el proceso de enseñanza y aprendizaje requiere de la colaboración de todos.

  • El respeto y la tolerancia son valores que deben permanecer en todo momento en el actuar del estudiante en los entornos virtuales de aprendizaje.

  • Las expresiones soeces o vulgares no son coherentes con nuestra educación, de modo que, aunque sean comunes en otros ambientes, quedan prohibidas en los ambientes virtuales colegiales.

  • Como en las clases presenciales, no está permitido el consumo de alimentos en período de clase virtual.

  • No está permitida la reproducción de material audiovisual que interrumpa o que no sea propio de la actividad colegial que se esté desarrollando.

El material audiovisual se define como toda creación expresada mediante una serie de imágenes asociadas, con o sin sonido incorporado, con destino a ser mostrada a través de aparatos de proyección o cualquier otro medio de comunicación de la imagen y del sonido, independientemente de las características del soporte material que la contenga.

  • Se prohíbe el uso de material audiovisual elaborado por el colegio sin el expreso consentimiento de las autoridades institucionales.

  • La grabación de clases virtuales y captura de imágenes no puede ser realizada por estudiantes, únicamente por el docente para su uso dentro del contexto académico institucional.
  • Todo estudiante debe ser responsable de realizar y entregar puntualmente los trabajos y tareas que les asignan sus maestros. Así también, debe participar activamente en la elaboración de los trabajos grupales.

  • La entrega tardía de una tarea o trabajo, sin la debida justificación, supone un descuento en la nota asignada para la misma.

    En casos excepcionales y contando con la debida justificación de los padres del estudiante, el director de nivel podrá autorizar la entrega tardía de una tarea o trabajo bajo los criterios que considere convenientes.

  • La no entrega de un trabajo o tarea supone la pérdida de la nota o porcentaje asignado a ese trabajo.

    En circunstancias especiales el director de nivel podrá autorizar la entrega diferida de un trabajo o tarea, siempre y cuando los padres del estudiante presenten una justificación pertinente en un plazo no mayor a 24 horas de la fecha programada para la presentación del trabajo o tarea.

  • Todos los/las estudiantes deben prepararse adecuadamente y de forma anticipada para rendir los exámenes, pruebas o cualquier tipo de evaluación.

  • El cometer fraude en la realización de trabajos o copiar en los exámenes es una falta muy grave. Por esta falta, además de una sanción escrita, se asignará la calificación de uno (1) en la actividad correspondiente. Si la acción llegara a repetirse, será motivo suficiente para condicionar la matrícula del estudiante para el siguiente año (o la participación en el acto de graduación, en el caso de ser estudiante de segundo año de bachillerato).

Las faltas cometidas por los estudiantes están clasificadas en «leves», «graves» y “muy graves”, dependiendo de su naturaleza y magnitud.

Cualquier falta cometida por un/a estudiante será sancionada según el reglamento académico y disciplinario vigente en el colegio.

Se tomarán como faltas leves:

  • Irrespetar la normativa relativa a la portación del uniforme para el año 2021 y presentación personal.
  • Presentarse o conectarse tardíamente de forma reiterada a sus clases o encuentros virtuales.
  • Perturbar el clima de trabajo en las clases virtuales.
  • Utilizar un lenguaje soez o denigrante.
  • Dirigirse a un compañero o compañera a través de apodos.

Entre las faltas graves tenemos:

  • Ausentarse de una clase o actividad programada, sin el permiso correspondiente del profesor, coordinador o director del nivel respectivo.
  • Irrespetar las actividades complementarias programadas desde la virtualidad (actos cívicos, culturales, religiosos o deportivos)
  • Falsificar, alterar, suplantar documentos colegiales, colocados en la plataforma del colegio.

Entre las faltas muy graves se consideran:

  • Irrespetar verbalmente a compañeros, miembros del personal del colegio o padres/madres de familia, a través de las redes sociales o por otros medios digitales.
  • Acosar, intimidar, amenazar o maltratar, verbal o socialmente a otros compañeros/as de manera directa o indirecta (ciber acoso o ciberbullying).
  • Cometer fraude en la realización de trabajos o copiar en los exámenes.

Aquellos aspectos que no han sido considerados en el presente manual, o en su defecto suscitan alguna duda respecto a su interpretación o implicaciones, serán dirimidos por el director de nivel respectivo y en última instancia por el Rector y el Consejo de Dirección.

Responsabilidad de los padres y madres de familia

EN EL ACOMPAÑAMIENTO ESCOLAR DE SUS HIJOS E HIJAS

Los padres/madres o encargados desempeñan una función importante en el proceso de aprendizaje e identidad con las orientaciones educativas de la institución.

Son los padres, madres o encargados los primeros educadores desde la familia y el hogar.

Aunque la motivación para cooperar en el buen seguimiento de sus hijos e hijas debe ser libre y espontánea, conviene establecer unos mínimos normativos para favorecer la relación:

  • Colaborar desde el hogar con las indicaciones académicas, conductuales y socioeducativas brindadas por la institución.

  • Propiciar un ambiente familiar adecuado para contribuir con la formación integral de sus hijos/as.

  • Establecer un espacio físico apropiado para el cumplimiento de las actividades colegiales.

  • Brindar las herramientas tecnológicas y los útiles escolares de acuerdo a las actividades establecidas por el colegio.

  • Velar por el cumplimiento de las normas para estudiantes establecidas en este protocolo y muy particularmente las referidas a:
    – La puntualidad para presentarse a clases virtuales y a todas las actividades programadas por el colegio.
    – La presentación personal. Responsabilidad en la entrega de tareas y presentación de exámenes.
    – El respeto y tolerancia como valores fundamentales para la convivencia digital sana.

  • Reportar oportunamente los problemas de conexión o de equipo de sus hijos para que su ausencia o retraso no sea registrado, así como la inasistencia a clases o a cualquier actividad evaluada (para ello, debe escribir un correo electrónico al maestro/a de aula, coordinador/a de grado o profesor/a de la asignatura, como se indica en este manual).

  • Velar porque sus hijos e hijas hagan buen uso de la tecnología y de las redes sociales.

  • Mantener actualizada la información de contacto necesaria para la comunicación familia-institución.

  • Asistir a todas las reuniones virtuales o presenciales convocadas por las autoridades del colegio concernientes a la educación de sus hijos e hijas.

  • Establecer responsables para el acompañamiento y asistencia tecnológica de los niños y niñas de los niveles de preparatoria, primero y segundo grado, que harán uso de dispositivos e ingreso a plataformas virtuales de aprendizaje.

  • Gestionar, ante la autoridad respectiva, los permisos necesarios por cualquier ausencia prevista de sus hijos e hijas.